envejecimiento del parque automovilístico en España
B CAR News

5 consecuencias del envejecimiento del parque automovilístico

Hace 18 años, la edad media del parque automovilístico en España estaba por debajo de los 8 años. Con el paso del tiempo, la edad ha ido aumentando de manera exponencial hasta situarse, a día de hoy, en los 13,2 años (un +65% más).

El envejecimiento automovilístico viene explicado, en parte, por la inestabilidad socioeconómica que ha vivido España durante las últimas dos décadas. La crisis económica provocó que en 2008 el número de vehículos matriculados descendiera cerca de un -49% en comparación con 2007. Se pasó de matricular 121K vehículos en 2007 a 62K en 2008.

Así, la venta de vehículos no volvió a superar el umbral de los 100K automóviles matriculados hasta finales de 2018, fecha en la que se empezaron a ver los primeros brotes de la recuperación económica. En 2020, la emergencia sanitaria provocó, de nuevo, una caída en la venta de vehículos.

En concreto, la venta de vehículos en España sufrió una contracción interanual del -38% en 2021, según apuntan desde EpData. Menos coches vendidos es sinónimo de coches más viejos. Esta caída de las ventas ha provocado un lógico envejecimiento del parque automovilístico. Según apuntan desde PostVenta, la edad media de los automóviles en España está en los 13,2 años

España se convierte así en el país de toda la Unión Europea con la edad media del vehículo más alta. Actualmente,  más del 65% de los vehículos en España tienen más de 10 años, mientras que en 2008, el porcentaje de “vehículos ancianos” en España representaba sólo el 34%, según apuntan desde Motor.es.

¿Por qué aumenta la edad media del parque automovilístico de un país?

La inestabilidad suele ser la principal razón que explica el envejecimiento del parque automovilístico de un país. En parte, porque la adquisición de un vehículo suele suponer un desembolso importante para las familias.

Si la coyuntura -tanto económica como social- no acompaña, la compra del coche familiar se suele posponer y, por consiguiente, la edad media del parque automovilístico aumenta.

¿Cómo afecta el envejecimiento del parque automovilístico al sector del aftermarket?

La crisis sanitaria del covid-19 no solo ha provocado el envejecimiento del parque automovilístico en España si no que esta es una situación se ha generalizado por toda Europa. Los coches de los europeos son cada vez más viejos.

Más allá de una evidente contracción en el número de coches matriculados, ¿qué otras incidencias puede tener este envejecimiento para el sector del aftermarket? Desde BCAR apuntamos las principales consecuencias.

1. Más reparaciones de vehículos

Una de las consecuencias más evidentes de esta situación es el aumento de las reparaciones de vehículos. Cuanto mayor es la edad de un turismo, necesitará más mantenimiento, repuestos y recambios. Además, en el caso de automóviles viejos, los conductores suelen optar por talleres independientes para ahorrar costes.

2. Aumento del mercado de repuestos

Si bien es cierto que la pandemia ha provocado una caída crítica en el número de vehículos matriculados, la contraprestación es la brutal escalada del mercado de repuestos.

3. Cambios legislativos en el sector Aftermarket

En 2023, la legislación europea tiene previsto permitir a los talleres independientes tener acceso a la documentación necesaria por parte de los fabricantes sobre las piezas de reposición originales.

4. La conectividad de los vehículos

Los coches que sí se están vendiendo incorporan una tecnología que les permite estar siempre conectados con el taller. De este modo, tanto el conductor como el mecánico saben en todo momento cuando un vehículo necesita realizar una visita al taller de reparación.

5. Coches más seguros y limpios

Los avances tecnológicos y las innovaciones automovilisticas en materia de ecología van a reforzar la seguridad de los nuevos vehículos europeos. Los avances tecnológicos van a favorecer la disminución de los accidentes de coche por lo que, a priori, la venta de piezas de repuestos disminuirá. No obstante, la demanda de recambios por desgaste continuará en aumento.

Pese a que el covid19 provocará una contracción de la economía en prácticamente todos los sectores de la actividad, el AfterMarket vivirá una época de crecimiento durante los próximos años. Los coches más viejos necesitarán un mayor mantenimiento y, por ende, una mayor demanda de las piezas de reposición y recambios.